miércoles, 17 de agosto de 2016

Alberta, la mosquita muerta, conoció a Simón, un perrito perezoso y regalón


Alberta, la mosquita muerta, un día de mucho Sol mientras jugaba volando de cabeza, pasó frente a la casa de Simón, un perrito perezoso que plácidamente dormía a pleno Sol.

Sorprendida quedó Alberta, la mosquita muerta - ¿Cómo puede estar a pleno Sol?

¡No puede ser, algo tengo que hacer! - pensó Alberta, la mosquita muerta y muy sigilosa se le acercó.

Ya estando más cerca de aquel perrito dormilón; juntó los labios y como pudo silbó.

Pero Simón seguía durmiendo. Alberta, la mosquita muerta, se le acercó más y logró divisar su nombre en su collar. Entonces y con todas sus fuerzas, gritó - ¡Oye, Simón!

El perrito Simón, que soñaba con un huesito sabrosón, asustado de su siesta despertó.

Una vez repuesto del susto, la miró y preguntó - ¿Por qué me despiertas?, ¿Quién eres para molestarme de esta manera?

Soy Alberta, y te grité porque estás a pleno Sol, Simón y eso te hará mucho daño - respondió Alberta, la mosquita muerta.

¡Para eso tengo mi pelaje, Alberta! ¿o acaso no te has dado cuenta? - gruñó Simón, el perrito perezoso, tendido aún a pleno Sol.

Tus pelos no te protegen lo suficiente, Simón; ponte a la sombra y duerme nuevamente si quieres – enojada respondió Alberta, la mosquita muerta.

Con mucha paciencia y esmero explicó Alberta a Simón el daño que hacían los rayos del Sol sobre nuestro cuerpo y que por ello había que tomar resguardos y cuidarse de ellos.

Simón entendió y moviendo la cola de lado a lado le agradeció; es que si bien Simón era un perrito perezoso, también era un perrito muy regalón.

Alberta, la mosquita muerta, más tranquila y ruborizada, pero aferrándose de una ramita le acotó - Gracias por entender, Simón ¡pero deja de mover tanto tu cola, que saldré volando como loca!

Riendo muy contenta y satisfecha se fue volando de vuelta Alberta, la mosquita muerta; había logrado explicar a Simón, el perrito perezoso y regalón, sobre los efectos dañinos de estar a pleno Sol.


CW

No hay comentarios:

Publicar un comentario